Visita a la ciudad eterna Roma

La inolvidable Roma es la capital de Italia con 3.000.000 habitantes.

Es la ciudad  más poblada de Italia y es la cuarta ciudad más poblada de Europa. 

Se la conoce como "La Ciudad Eterna" en italiano: Città Eterna.

En el transcurso de su antigua historia de 3000 años, llegó a extender sus dominios sobre gran parte de Europa. Como capital del Imperio romano, se constituyó en una de las primeras grandes metrópolis de la humanidad, centro de una de las civilizaciones antiguas más importantes. Influyó en la sociedad, la cultura, la lengua, la literatura, el arte, la arquitectura, la filosofía, la religión, el derecho y la moral de los siglos sucesivos.

 

Es la ciudad con la más alta concentración de bienes históricos y arquitectónicos del mundo.

Su antiguo centro histórico delimitado por el perímetro que marcan las murallas aurelianas, superposición de huellas de tres milenios, es la expresión del patrimonio histórico, artístico y cultural del mundo occidental europeo.

Hacia el año 300 d.C., aunque ya mostraba signos de decadencia, Roma seguía siendo la ciudad más poblada del Mediterraneo, con unos 700.000 habitantes, y concentraba en el interior de sus murallas los principales núcleos administrativos y comerciales del Imperio. Ciudadanos de todo el mundo acudían a la metrópoli para resolver asuntos judiciales, para establecer contactos comerciales o, simplemente, para admirar sus sofisticadas infraestructuras y los magníficos monumentos de un pasado glorioso.

Los viajeros accedían a la ciudad a través de diecisiete puertas abiertas en la muralla que Aureliano había mandado construir en el año 271 d.C. para proteger la capital de las incursiones bárbaras. Una de las más frecuentadas era la Porta Ostiensis. Quienes viajaban por mar desembarcaban en Ostia (Roma tenía un puerto fluvial, pero allí sólo se transportaban mercancías), donde tomaban un carro de pasajeros tirado por mulas, la cisia, que los acercaba a la capital por la vía Ostiense en menos de dos horas. En el trayecto en carro se alcanzaban a ver las salinas del Tíber y los cientos de esclavos y bueyes que servían para arrastrar río arriba las pequeñas naves cargadas con los productos necesarios para abastecer las necesidades de una ciudad densamente poblada.

En 1980, junto a las propiedades extraterritoriales de la Santa Sede que se encuentran en la ciudad y la Basílica de San Pablo Extramuros, fue incluida en la lista del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco.

Roma es el corazón geográfico de la religión católica y destino de peregrinación (vías romeas) y también la única ciudad del mundo que tiene en su interior un Estado extranjero: el enclave de la Ciudad del Vaticano, que se encuentra bajo el poder del papa. Por tal motivo se le ha conocido también como la capital de dos Estados.

 

Cuando ir?

Roma posee un clima fresco en invierno, así como caluroso y húmedo en verano. El clima más cómodo se sitúa en primavera/otoño, sin embargo Roma es de esas ciudades que el clima no debe ser una barrera para visitarla. Como recomendación personal, los meses con más afluencia de turistas son la semana santa y los meses de Julio y Agosto. Roma es junto a Paris, una de las ciudades más visitadas del mundo.

 

Cómo llegar?

Existen dos aeropuertos relativamente cerca de Roma. El más grande es el Aeropuerto de Leonardo Da Vinci ó Fiumicino, a unos 30 km del centro de la ciudad. El otro aeropuerto, Ciampino, es más pequeño y ampliamente utilizado por las aerolíneas de bajo coste. Curiosamente está mas cerca del anterior, a sólo 15km del centro.

Ambos aeropuertos tienen líneas de tren y autobús para conectarse con la ciudad

Por carretera esta comunicada con todas las ciudades de Europa asi como también por ferrocarril desde su estacion Termini

 

Algunos de los magníficos sitios que podemos ver:

 

El Coliseo romano la edificación más representativa de Roma, son las ruinas pero no pierden su valor histórico; era el antiguo lugar de batallas y espectáculos.

Arco de Constantino

Este arco determina una separación entre lo que corresponde al Coliseo y el Foro Romano.

 

Capilla Sixtina

La Capilla Sixtina es una de las edificaciones religiosas más significativas de todo el Vaticano, mundialmente conocida.

Fontana de Trevi

Esta es una fuente de gran fama por el romanticismo y la tradición de arrojar tres monedas; está construída y representa al dios Neptuno.

 

Museos Vaticanos

Este museo alberga gran cantidad de habitaciones separadas temáticamente y conteniendo en ellas muchas obras de arte relacionadas a temas religiosos.

Museo Nacional Etrusco

Este museo está dedicado a la civilización etrusca pudiéndose encontrar sarcófagos y demás antiguedades prerromanas.

Museo delle Mura

Antiguamente llevaba el nombre de Porta Appia y para acceder a él se hace un recorrido por la muralla que lleva a un lugar de gran contenido cultural e histórico.

 

Visitas guiadas por Roma

 

https://www.civitatis.com/es/roma/

 

Sugerencias para ver Roma en 5 días:

 

Día 1

Empezaremos visitando el Arco de Constantino, el famoso Coliseo Romano y el Palatino, después recorreremos el Foro Romano hasta la Plaza Campidoglio. Detrás de esta plaza, se encuentran los Museos Capitolinos, donde tendrás las mejores vistas del Foro y desde donde podrás hacerte una idea de la magnitud de la ciudad.

Para conocer mejor la historia de todos estos lugares y saltarte las largas colas que se forman todos los días puedes reservar este tour con guía en español que incluye el Coliseo, el Foro y Palatino.

Por la tarde nos vamos al Trastevere, el barrio con más encanto de la ciudad en el que no puedes perderte pasear por Via della Scala, Via della Lungaretta y todas sus callejuelas adyacentes, en las que puedes perderte para disfrutar de este bonito barrio no olvidemos  la visita a la iglesia de Santa María y a la de Santa Cecilia in Trastevere dando por finalizado nuestro primer dia en Roma.

 

Aquí te dejo un mapa para que busques detalladamente un buen alojamiento..

 

Booking.com

 

Día 2

Nos vamos a la Basílica di San Pietro in Vincole, para ver la extraordinaria escultura de mármol blanco del Moisés de Miguel Ángel. Después visitaremos el Mercado de Trajano (el centro comercial más antiguo del mundo)en el que justo delante podrás ver el Foro de Trajano con la Columna de Trajano como gran joya.

A pocos metros la concurrida Plaza Venezia, con el gigantesco Monumento Nazionale Vittorio Emanuele II, subiremos en ascensor hasta la terraza, para disfrutar de unas fantásticas vistas de la ciudad.

Después vamos al barrio judío pasando por la Fuente de las Tortugas y el Área Sacra, dos lugares de Roma muy interesantes,continuamos paseando por el centro histórico hasta llegar a Piazza Navona, uno de los rincones más bellos de la ciudad.

Por la tarde vamos caminando hacia el Panteón de Agripa, uno de los lugares que visitar en Roma más imprescindibles, siguiendo hacia el Templo de Adriano  llegamos a Fontana di Trevi y sus históricos y bonitos aledaños con sus cafés y terrazas.

Dando por finalizado nuestro segundo día en Roma .

 

 

Día 3

Comienza llegando en metro o andando al Vaticano, en el que pasarás la mañana visitando los Museos Vaticanos, la Plaza San Pedro, la Basílica de San Pedro y si consigues la sorprendente Necrópolis Vaticana. Lugares de máxima afluencia turística

Ten en cuenta que para este día una magnífica opción, con la que podrás conocer mejor la historia de uno de los lugares más sagrados del mundo y saltarte las largas colas que se forman en los Museos Vaticanos y en la basílica es reservar esta visita guiada al Vaticano en español.

Guias guiadas por Roma

https://www.civitatis.com/es/roma/

Por la tarde paseamos por Via della Conciliazione hasta llegar al Castillo Sant’Angelo.

Este castillo tiene una interesante historia y uno de los mejores miradores de Roma, al que te recomendamos subir para disfrutar de una nueva perspectiva de la ciudad.

Al bajar del castillo puedes pasear por la orilla del Tíber hasta el Puente Umberto I, desde donde podrás descansar del dia con un café italiano en cualquier terraza. Dando por finalizado el tercer día.

 

 

Día 4

Empieza visitando a primera hora de la mañana la Basílica de Santa María Maggiore, situada cerca de la estación de Termini. Al salir de la iglesia puedes recorrer Via Merulana hasta llegar a la Basílica de San Juan de Letrán, que fue la primera iglesia que se construyó en Roma.

Delante de la basílica se encuentra la Escalera Santa, una escalera traída desde Jerusalén que según la tradición, fue la que Jesús subió para su juicio del Viernes Santo.

Por la tarde seguimos hacia las Termas de Caracalla, situadas a unos 20 minutos andando de San Clemente. Estos baños públicos son de la Antigua Roma.. espectaculares.

Es recomendable reservar esta visita con guía en español que también incluye el Circo Máximo, considerada una de las mejores excursiones en Roma.

Hay que recorrer los puntos importantes de la Ciudad Eterna en el autobús turístico al atardecer.

 

Dia 5

El último día empieza en la Pirámide Cestia, uno de los lugares más sorprendentes de Roma. Esta pirámide de estilo egipcio se construyó en el año 12 a. C. como sepulcro para Cayo Cestio.

Puedes llegar a la pirámide en metro bajándote en la parada Piramide, justo delante del monumento.

Cerca de este lugar se encuentra la Piazza dei Cavalieri di Malta, donde podrás ver la cúpula del Vaticano por el agujero de la cerradura de una puerta, que aunque es una de las curiosidades más conocidas de Roma, puedes disfrutar de unas mejores vistas acercándote al Giardino degli Aranci.

La siguiente visita el Domus Aurea, un enorme palacio construido por el emperador Nerón tras el gran incendio del año 64.

En esta visita bajarás a varios metros de profundidad para recorrer los restos del palacio con una visita guiada. Para entrar en la Domus Aurea tienes que reservar una visita guiada de una hora y media en español en esta página oficial.

Cerca de la Domus Aurea se encuentra el barrio Monti, uno de los barrios de moda de la ciudad, que te recomedamos conocer pasando por via Leonina y via Baccina, por las que te encontrarás con numerosas galerías de arte, tiendas vintage, cafeterías y vinerías.

Además, ten en cuenta que Monti es un buen lugar para comer, donde puedes probar los paninis del Fuoriroma o los sabores exóticos del Hummus Bistrot.

Después de recuperar fuerzas, te recomendamos andar hasta el

cruce de calles, Quattro Fontane, en el que en cada esquina se encuentra una preciosa fuente de estilo renacentista.

Siguiendo por la Via delle Quattro Fontane llegarás a la siguiente parada de la ruta, la Piazza Barberini.

 

Hemos llegado al final de nuestra escapada a la ciudad eterna.

La inolvidable Roma donde siempre se vuelve.

 

 

Escribir comentario

Comentarios: 0